Rafael Rodríguez CÓRDOBA

Rafael Rodríguez
Wimasis
Automatización de procesos a través de análisis automáticos de imágenes digitales
Imprimir

Temas sobre los que conversar:

● Visión artificial
● Automatización de procesos
● Nuevas tecnologías
● Servicio a través de la web

Formación:

– Colegio Público López Dieguez
– IES Galileo Galilei
– Ingeniería de Telecomunicación en la Universidad de Sevilla
– Trabajos en prácticas en Sevilla: Siemens y SANDETEL.
– Luego marcho a Munich y trabajo como investigador en la Universidad Técnica de Múnich (TUM) y en una spin-off de dicha universidad (S.Co Lifescicence GmbH) y también como desarrollador externo en varias empresas (p.ej. Definiens GmbH)
– En 2009 fundamos Wimasis GmbH en Múnich y en Junio del 2010 la filial española Wimasis S.L.

1 día en la vida de un innovador – emprendedor:

Cuando tienes tu propia empresa lo último que haces por la noche y lo primero al levantarte es mirar el correo electrónico del trabajo. Es difícil desconectar porque son muchas las horas que hay que dedicar a la empresa, pero cuando trabajas en tu propio proyecto, en algo que te apasiona, todo el esfuerzo se compensa personal y profesionalmente.
Sin embargo, el hecho de dedicarle mucho tiempo a tu proyecto no supone tener que renunciar a realizar otras actividades lúdicas como salir con los amigos o hacer deporte.

¿Qué te animó a hacerte empresario?

Mi padre es empresario y yo no quería seguir sus pasos, pero fue casi una casualidad. Yo era empleado en una empresa en Alemania, pero tenía algunas ideas que se podían aplicar al sector en el que trabajaba, y yo junto con otros compañeros decidimos llevarlas a cabo.
De todas formas, creo que en España está demasiado arraigada la dicotomía trabajador/empresario. Yo creo que no existe una barrera real que separe las dos condiciones. Por ejemplo, en Estados Unidos es muy alto el porcentaje de trabajadores que en algún momento de su vida laboral montan su propia empresa.

Principales obstáculos que has tenido que vencer

Principalmente, económicos. Sin embargo, hay que tener en cuenta que para montar una empresa tecnológica no se necesita una inversión previa. Puedes empezar con poco o nada.
Otros obstáculos pueden ser los idiomas, hablar en público, saber tratar con las personas desde un punto de vista comercial o gestionar la planificación del tiempo.

¿Qué apoyos han sido decisivos para llegar hasta aquí?

En mi caso ha sido muy importante el apoyo familiar y por supuesto, la financiación pública. También hay que saber rodearte de colaboradores y empresas con intereses comunes, gente en la que puedas depositar tu confianza y en la que buscar apoyos en momentos puntuales.

Aficiones:

El deporte es mi principal afición. Practico desde pequeño baloncesto, pero además me gusta el tenis y el golf. Otras de mis actividades preferidas para el ocio son viajar, ver series de televisión y la lectura.

Tu proyecto empresarial:

Llevaba tres años trabajando en Alemania cuando, a mí y a unos compañeros, se nos ocurrió la idea de poner en marcha nuestro propio proyecto. Para ellos buscamos una financiación mínima inicial y desarrollamos un prototipo de nuestra idea. El siguiente paso fue presentarlo en una feria comercial y a raíz de ahí fueron surgiendo los contactos.
Wimasis surgió a raíz de constatar la complejidad de las soluciones disponibles en el mercado para el análisis cuantitativo de imágenes de ensayos celulares. Por eso, Wimasis ideó un método innovador para automatizar completamente la evaluación de estos ensayos a través de algoritmos de análisis de imagen y procesamiento de datos, que se desarrollan de forma específica para cada uno de los ensayos más extendidos en la comunicada científica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *